domingo, 11 de agosto de 2019

Amaia - Una desilusión tras otra



Cuánta injusticia hay en el mundo de la música...

Si repasamos el caso Amaia Romero - he tenido que buscar el apellido, que ya se me había hasta olvidado - y su exitoso paso por el horrible concurso que es Operación Triunfo, no podemos más que confirmar que el panorama musical español está gravemente dañado, de la UCI no sale.
Con ella se confirma que aunque otros hayan hecho lo mismo que tú y con más gracia, si no te conviertes en mediático, no eres nadie. 

Ya han pasado dos años desde que Amaia se proclamara ganadora del renovado y triunfante OT, y todavía no ha sacado su, para algunos, esperado disco debut, y por cada día que pasa, un buen puñado de personas deja de acordarse de ella...

Han sido varios los anodinos adelantos que ha ido publicando y que los medios han comentado con ansias de querer más, aprovechando el tirón de la de Navarra. Las noticias sobre la grabación de este primer disco se filtraban con cuentagotas, y parecía que eran varios los problemas que se sucedían (cambio de productor, insatisfacción con algunos cortes, etc)... todo hacía que se pospusiera la publicación de un disco que ya va perdiendo fuelle antes de ser editado.

Centrándonos en su última canción, "Quedará en nuestra mente", no podemos más que sentir indignación absoluta por haber intentado copiar desde el primer segundo el estilo de una gran artista como es La Bien Querida, aunque en un formato más insípido y con una letra escrita por una niña de 10 años, que es lo que provocan frases como "creo que te quiero, pero me das miedo, esto no puede ser, ayúdame. Y hoy que ha salido el sol me acuerdo de ti, pero sé que no puedes venir..." o ese "hace tres meses todo iba bien, pero al final me enamoré"

Pura poesía como la que encontrábamos en las canciones de Enrique y Ana o Parchís. Sinceramente, no esperábamos otra cosa de una chica que de tres palabras que dice, una es superguay.

Así que desde aquí queremos denunciar lo injusto que resulta que artistas de la escena española, que han tenido cabeza suficiente como para no participar en plataformas de usar y tirar como es Operación Triunfo, no consigan la relevancia que merecen porque no se han prestado a ser carne de rápido consumo en un programa de talentos.

Qué confundidos están algunos si creen que pasar por La Voz, Operación Triunfo u otros talent show, ayudan a impulsar una carrera. Lo que les otorgan son quince minutos de fama, y después van a estar marcados de por vida.

Conozco el caso personal de un amigo, un tenor que lleva muchos años dedicándose a la música, que tras su paso por La Voz Senior, pensando que le iba a servir de trampolín para conseguir más contratos, realmente ha sufrido el efecto inverso.
Además de ceder sus derechos de imagen y no ver ni un sólo euro, le ha repercutido negativamente ya que ahora no es considerado con la misma seriedad y prestigio del que gozaba antes.

Cantantes de karaoke tenemos miles, lo que necesitamos es artistas de verdad, con personalidad, un buen repertorio de canciones que transmitan emociones, sin recurrir a las banalidades ni a los clichés...

Los medios han mencionado a Marisol o Cecilia como inspiraciones de Amaia, pero puedes encontrar más realismo y sustancia en cualquier tema que cojas de Cecilia, que en todo lo que ha presentado Amaia hasta ahora. Cecilia era una dotada poeta que retorcía las frases y evocaba imágenes continuas... Amaia presenta un producto vacío y pueril, que algunos denominaran sencillez, pero no podemos buscar eufemismos a lo que queda constatado claramente: falta de capacidad.

Realmente es una lástima, porque esta chica tiene un don, reconocemos que tiene magia al interpretar las canciones, sobre todo las que no son suyas, y que si se hubiera puesto en manos de letristas y productores que hubieran forjado algo más auténtico, probablemente estaríamos ante la gran esperanza nacional. Pero lo mostrado hasta ahora sólo despierta vergüenza, no admiración.


No hay comentarios:

Jack Savoretti - Su gran error es ser tan bueno

Me siento un poco obligado a redactar una breve introducción cada vez que hablo de Jack Savoretti, a pesar de que en este blog llevamos ...