domingo, 24 de abril de 2011

Britney Spears - Disco fatale



La ingenua Britney (o su arsenal de productores, mánagers y demás equipo logístico) debía creerse que alguien la echaba de menos. Después del colocón de fulanitas pop que llevamos con Rihannas varias para todos los colores, Katy Perry descubriendo que follar no es lo mismo que hacer el amor, Pink "jamás he ido de lesbiana", Ke$ha "en mi casa no tenemos ducha" y alguna "principianta" con algún hit eventual, ahora nos llega Britney Spears con un disco con menos carisma que Guti.

Y es que "Femme fatale" (querida, por muy chunga que hayas sido durante una época este título te queda grande) pasará a la historia precisamente por eso, por pasar a la historia directamente, sin vivir el presente. Es un paso en falso, prescindible, soporífero, anestesiante y sin ningún hit potencial. Si esto lo hubiera hecho Kylie Minogue lo entendería, pero es que siquiera contiene ese single sobresaliente que la australiana suele ocultar entre un porrón de temas de relleno.

Ya anunciábamos que de "Hold it against me" nos esperábamos mucho más, que sólo los más complacientes, los que tararean todas y cada una de las canciones de Britney, van a sentirse satisfechos, y que "Till the world ends", es fastfood hecha música, rápida de comer, rápida de digerir y pronto fuera de tu organismo.

Lo sentimos, pero Britney lleva ya los suficientes años en el famoseo como para tener la poca decencia de entregar un disco más sustancioso. No le ha valido de nada contratar a decenas de escritores, reclutar de nuevo a un Max Martin cuya inspiración la ha debido de dejar en Estocolmo, y contratar a Akerlund para que le haga un clip que nos haga olvidar lo coñazo que es la canción.

"Femme fatale" nos deja una Britney tocada, que ha estado a punto de rozar el cielo con sus manos tras aciertos como su "Circus" pero que aquí ha decidido tirar por lo predecible, y por ende, lo olvidable.

Y por si fuera poco, graba un dueto con Rihanna, que sí que parece haber aprendido del error de sacar un pestiño como su anterior disco, y rehacen el "S&M", en plena promoción de lo nuevo de Britney. Esto es como reconocer que mi nuevo disco no vale ni para sonar en ascensores y mejor será que baje de mi status de diva pop y me suba al carro de las colaboraciones, y como Rihanna sería capaz de incluir un featuring del Oso Yogui, era la candidata idónea.

Sí, ahora Britney está en la vicisitud de aupar su carrera o reconocer que el "Loud" de Rihanna es más divertido que su "Femme fatale".

No será por discos pop, Britney, el tuyo en breve lo vemos en la sección de descuentos.
Quizás por 5 euros y siempre por nostalgia, alguien se anime a comprarlo.

4 comentarios:

Tavo dijo...

Y te has dejado por fuera la nueva versión remix de 'Till the World Ends, con la arrabalera de Nicki Minaj y Ke$ha... Y yo me pregunto, en serio? había necesidad??? Aporta alguna de estas dos algo positivo? Quien se supone que sale ganando de la colaboración??? porque vamos, esto ya es absurdo... en fin...

Anónimo dijo...

esto es el intento de vescomoeresunazorra o elcliche? dios, que poca gracia tienes! que para saber insultar y al mismo tiempo tener clase y gracia hay que saber. y parece que tú o vosotros o quienes seais no habeis nacido para esto!

archer dijo...

No, Tavo, no había necesidad de esa versión, tampoco había necesidad de este disco. Lo mejor que le ha podido pasar a Britney es la promoción que están haciendo de "Hold it against me" con un video de soldados americanos haciendo coreografías de la canción, que ronda por el youtube.

Anónimo, no es intento de nada. Este blog ya tiene muchos años como para intentar parecerse a otros.

Anónimo dijo...

cuanto snoob hay x aki. es el mejor album que ha exo en toda su carrera y está teniendo exito sin nisiquiera promocionarlo. eso si que es tener exito!!! y las canciones , perfectas.

vais de "entendidos", pero no sabeis reconocer un buen album ni con lupa.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...