martes, 17 de noviembre de 2009

Vertical Horizon - El fuego que no se apaga




REVIEW DE "BURNING THE DAYS":


"Album de oficio que no suena duro, ni blando, ni rápido ni lento, ni country ni rock & roll"... "No suena fresco, moderno ni familiar"... "No son canciones que se ajusten al clima musical actual"... "Recuerda a Richad Marx"....

Debo considerarme un bicho raro, un animal en extinción, el pájaro azul de la película "Up", pero a mí este "Burning the days" me ha gustado. Y mucho.

Estos extractos recogidos de críticas del disco en webs americanas no sé qué se esperarían de Vertical Horizon, varios años después de que desaparecieron del mapa y fueran despedidos de RCA sin excusa alguna, dejándolos con la boca abierta.

Si nos remontamos a aquel "Everything you want", que les dió fama y éxito, y lo comparamos con "Burning the days", es normal que muchos no sepamos cómo tomarnos esta nueva entrega de la banda. Cuando una banda de soft rock como era Vertical Horizon decide continuar con su existencia a pesar de que todo el mundo les daba por muertos, uno se puede adaptar a los medios y al momento actual que se está viviendo o puede cerrar ojos y oídos y publicar continuaciones de su sonido etiqueta de la banda, como si del anterior disco a éste sólo hubieran pasado días.

Esta es la dolorora encrucijada a la que se sometieran, su espada de Damocles.



Para algunos articulistas, Vertical Horizon se han estancado allí donde terminaron el anterior album "Go" y suena demodé. No deja de parecerme una observación curiosa y algo ignorante estando como estamos en la época del revival, con lo que se lleva ahora desempolvar estilos algo anticuados dándoles una manita de pintura. Este no es el caso de todas formas. La banda de Matt Scanell no han querido subirse al tren que más corría ni vender su alma al diablo.

Cuando una banda practica un sonido como el de Vertical Horizon, ese rock americano de suave envergadura, que efectivamente, no suena ni muy fuerte ni muy débil, no deberían tener miedo a la hora de editar un álbum en el 2009. No cuando bandas como Nickelback, OneRepublic o Green Day siguen vendiendo como churros en un estilo muy cercano al suyo.



Tampoco es que lo que escuchemos aquí sea arcaico, ni mucho lejos. La producción que se han marcado me parece muy actual, ninguna base suena desentonada, ningún efecto es añejo. "Save me from myself", el primer single, recuerda en estructura y fuerza al "Bring me back to life" de Evanescence y la introducción de "All is said & done" es lo más original que ha hecho esta banda nunca.

Las doce canciones de "Burning the days" nos acaban demostrando la solidez del producto como un conjunto, porque si bien aquel "Everything you want" disponía de singles potenciales, su relleno también era considerable, pero ahora, tenemos muchas canciones que merecerían ser populares, presentarse en las ondas y llegar al máximo número de oyentes posible.

Aparte de las mencionadas, están "The lucky one" y "The middle ground" que han sido diseñadas milimétricamente para futuros singles, "I believe in you", sencilla en su forma pero con altas dosis de sensibilidad, "Here", con la colaboración de Richard Marx al piano, tiene un buenrollismo contagioso; por otro lado, la parte media del álbum flojea en melodías típicas con abuso de clichés en sus letras y un tanto aburrido más-de-lo-mismo. "Afterglow" podría haber dado más de sí y "Can you help me" podrían habérsela dado a otros.
Aunque, tachán tachán... lo mejor llega con los dos últimos cortes que son el broche de oro.



"Welcome to the bottom" y "Even now", extensos tracks de más de cinco minutos, es lo mejor que podía entregar Vertical Horizon como banda. Un homenaje a lo que son y a lo que fueron. Temas que van haciéndose mayores, cogiendo fuerza, escupiendo memorables solos de guitarra, homenajeando a bandas de rock míticas (no en vano el batería de Rush participa en la composición de "Even now") y corroborando que la música no sabe de edades ni de modas cuando tiene calidad.

"Burning the days" ha devuelto la fé a los que la perdieron con el mediocre "Go", un album insípido y tipiquísimo. Por lo menos, aquí Scannell ha trabajado más duramente en los textos y ha conseguido un sonido menos aparente y convencional. Con "Go" enseguida fuímos conscientes de que las canciones no daban para más, eran lo que eran, ni crecían ni morían, simplemente no llegaban.

Ahora les veo más capaces de emocionar, el trabajo presentado está mucho más elaborado y eso se nota. Quizás el éxito les hizo presionarse y años después nos arrojan a la cara lo que en su momento no supieron lanzar.

¿Cuándo veremos otro disco de Vertical Horizon en el mercado? Si tenemos en cuenta lo que han tardado en editar éste y la poca repercusión que ha tenido en el mercado, más vale que no les esperemos en muchos años. Francamente.

Valoración: 8.5/10

4 comentarios:

Milhaud dijo...

Creo que ya te lo he comentado varias veces. Me gustan mucho Vertical Horizon, y con este disco no puedo. Lo cogí con ganas cuando cayó en mis manos, pero por más que lo escucho no consigo ver la magia de "Running On Ice", la grandeza de "Everything You Want" o la sencillez condescendiente de "Go".

archer dijo...

"Go" es demasiado condescendiente, tanto que es difícil cogerle cariño. Quizás el paso de los años haya cambiado nuestra mentalidad hacia ellos, pues no creo que con este disco haya muchas diferencias con lo que ya han hecho, sólo que, como conjunto, me parece una obra más compacta y sólida que los previos.
No me puedo creer que temas como "Even now" no te hayan entrado....

Dakota Norte dijo...

A mi me ha encanto todo el disco, es muy bueno.

archer dijo...

¿Alguna que puedas destacar?

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...