miércoles, 26 de septiembre de 2007

ARI HEST - THE BREAK-IN

"Esperanzadoras", así define Ari Hest las canciones de su último trabajo "The break-in". Este "robo" que nos presenta el de Brooklyn supone su salto a una multinacional, junto a un productor de prestigio como es Mitchell Froom, que le ha ayudado a recalcar un aspecto acústico lóbrego que hace que un corazón se encoja en algunos tracks.

Hay toques de magia y muchos sentimientos en esta obra de escasa duración, todo expuesto en la superficie, sin excesivos retoques, presentando melodías apenas maquilladas, dejando todo el protagonismo a la rasgada voz de Ari y su guitarra.

"Bird never flies" quizás sea una de las canciones más emotivas escuchadas en estos últimos tiempos. Con una naturalidad y sencillez dignas de aplauso, Ari se saca de la manga una melodía que rebosa y nada en tu cerebro, haciéndote gozar ante la exposición de belleza de este corte.

Si los ángeles tuvieran voz, sonaría como la de Ari Hest en el tema "The break-in", un tema coral a dos voces, la suya, pero tan dulce y suave que nos dejará extasiados.

En general, aquí hay diez canciones de pop-rock, tocadas con la varita de Ari y Mitchell, que sabe del potencial de su voz, le ha querido dejar a él llevar el peso de todo el proyecto. Escucharemos muchas guitarras, acústicas, de doce cuerdas, guitarras folk, eléctricas y nos deleitaremos con la voz y las letras emotivas del americano, que ha cogido notas de contemporáneos como John Mayer ("Leaving her alone"), Cherry Ghost ("When to quit") o Jack Johnson ("Big ben").

El primer single a radiar de este disco fue "So slow", que en mi modesta opinión, es de los temas que menos aportan al mercado, de las que pasan inadvertidas, aunque aparece en su web como auténtico inaugurador "I"ve got you", otra de las canciones más flojas del album.

Quizás el fallo de este album sea la ausencia de riesgos que han decidido correr, canciones sencillas, como he indicado, dotadas de belleza inusual, pero que en estos días donde es difícil hacerse un hueco, no es suficiente.

6,75/10

1 comentario:

Tavo dijo...

No puedo estar más de acuerdo con tu crítica. Concuerdo en que el álbum tiene esa magia poco consistente pero presente en temas como Bird Never Flies o When To Quit. Una de mis favoritas es Leaving Her Alone que tiene un aire muy brit, que tal vez recuerde a agrupaciones como Keane.

Un detalle no muy acertado es la distribución y orden de las canciones: los cortes más sobresalientes están todos al comienzo y causando poco interés del oyente hacia el final.

Una vez más, mil gracias por esta recomendación! Ojalá todos los días nos recomendaran cosas así XD

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...